Pulsa "Enter" para saltar al contenido

Por qué es importante aprender a Nadar a Crol

Los humanos somos animales terrestres, sin embargo, es muy importante aprender a desenvolvernos en un ámbito que también nos resulta bastante habitual: el agua. Aprender a caminar y, luego, aprender a nadar son, quizás, dos etapas básicas en la vida de toda persona.

Nadar no es solo un placer indiscutible, sino una cuestión de supervivencia. Cualquiera de nosotros está cerca de una pileta en una casa de fin de semana, en un lago, rio o cerca del mar en vacaciones y saber flotar puede salvarnos la vida ante un imprevisto.

Flotar es lo primero que debemos aprender, cómo no hundirnos en una porción de agua en la que no hacemos pie. Pero también es importante manejar algún estilo de nado.

El nadar a crol es la opción elegida por casi todos. Pero ¿por qué? Pues, se trata del estilo más común de nado y el que mejor optimiza las energías. La técnica es simple y cualquiera puede dominarla a diferencia, por ejemplo, del estilo mariposa para el cual se necesita un entrenamiento mucho mayor.

Nadando crol se puede recorrer una distancia considerable con un mínimo esfuerzo. El secreto es aprovechar al máximo el nivel de flotación del cuerpo y coordinar la respiración con las brazadas.